¡Bienvenido!

Puedes sentarte a leer lo que tenemos para ofrecerte, ¡o bien hacerte una cuenta y empezar a participar desde ahora! No cobramos comisiones y damos hermosos regalos.

¡Registrate!
  • ¡Se abrió el Banco y ahora es tiempo de abrir nuestra Tienda! Entérate de todos los detalles y actualizaciones en este tema

Ayuda La paradoja de ser un chairo y un hijo de comerciantes

El Puas Espejel

Shibe avanzado
Registrado
12 May 2019
Mensajes
231
Reacciones
128
Puntos
100
Shibecoins
$2.425
Contexto:

A lo largo de la historia, varios círculos sociales nos han enseñado que los ricos son crueles y despiadados: Desde el Príncipe Juan hasta Donald Trump. Desde Lex Luthor hasta La Princesa Masplata.

Aclarado el contexto, voy a explicar el problema:

Mis abuelos maternos fueron comerciantes a fin de sostener los gastos de su casa (Agua, luz, teléfono, etc.). Tenían una tienda de abarrotes. Inspirada en ellos, mi madre empezó su propia tienda de abarrotes, a fin de poder sustentar los gastos de la casa como los de mi hermana y yo. Al principio ella vendía dos o tres unidades de un producto, pero entre más crecía la demanda, más producto distribuía.
Hasta la fecha, la tienda sigue operando y la competencia ha crecido, pero no entraré en esos detalles. Me centraré en el problema principal: Mi problema es que yo nací con déficit de atención, Síndrome de Asperger y leve autismo (No es broma, para eso lo publico aquí). Mi hermana, siendo neurotípica, encontró trabajo y se casó. A diferencia de ella, me gradué pero no encontré trabajo y me resigné a despachar en la tienda.

No fue hasta el año 2015 donde llegó Donald Trump a hablar y formar una campaña de odio contra mi país. Mi mayor temor que llegara a la Casa Blanca y arruinara la economía de mi país con sus chantajes y manipulaciones. Y el 8 de noviembre de 2016, mi pesadilla se volvió realidad. Ahí fue donde comprendí que todo lo que me decían en los círculos sociales es real.

A tres años de su victoria, sigo atendiendo la tienda, pero... lo diré claro: no quiero atenderla porque le tengo odio, fobia y resentimiento a los ricos. Sin embargo, mis padres insisten que yo siga en el negocio, pero mi resentimiento contra los ricos es tan grande que tengo miedo a perder mi ética y mis valores, porque claro, los círculos sociales me enseñaron que los millonarios no tienen ética, ni valores, ni dignidad.
Por desgracia, atendí mal a tres clientes y a mi madre no le gustó mi comportamiento en la tienda.

No sé, qué hacer. Si vendo la tienda, no tendré con qué mantener a mi familia ni a mí mismo después de que mueran. Si no la vendo, no me servirá porque siempre estaré resentido contra los ricos y seré un pésimo comerciante... o terminar muerto de rencor. Es así pues, la paradoja de ser un chairo y un hijo de comerciantes.

¿Qué hago?
 
Última edición:

Usako

🍒
Registrado
21 May 2019
Mensajes
246
Reacciones
114
Puntos
100
Shibecoins
$3.932
Creo que tienes un conflicto que no entiendes.
Por ejemplo: Los ricos son las empresas multinacionales, que tienen cedes alrededor del mundo, ejemplos: Mc'Donalds, Burguer King, LG, Samsung, etc.
Tu familia por tener un comercio estable, eso no los vuelve "ricos", simplemente les da un status social clase media dependiendo a donde tire.
Creo que independientemente de tu diagnostico hay que investigar mas sobre esto porque luego este tipo de temas genera una confusión sobre que es ser rico y que es ser chairo (?)
Que bueno, yo no me consideraría chairo pero bueno, la sociedad (fifi, clase media alta, burguesa) ve así a todo el que manifieste una diferencia política.
Te recomiendo El Capital de Marx para que sigas en tu camino a la chaires y puedas identificar y aclarar tu problema.
(Aclaro que no me gusta Marx pero admito que uno por ahí empieza, jaja)

Pero en si no te azotes, tu puedes atender el negocio familiar sin darte de golpes en el corazón.
Además si la Renata pudo mezclarse con el Ulises sin ver sus diferencias sociales pues obviamente, tu puedes ser chairo viniendo de una familia con cualquier status.
Digo, no creas que Marx, Engels y la mayoría de comunistas eran pobres, pfff, ellos venían de familias bien acomodadas.
Si no, mira a AMLO, el es un chairo rico aunque lo niegue :)
 

Tortu

clown shibe
Registrado
1 Feb 2019
Mensajes
558
Reacciones
400
Puntos
180
Shibecoins
$4.667
  • Shibetober
Creo que deberias pensar bien y consultarlo con sus familiares sobre el futuro de su negocio.
Y como dice usako, el termino “chairo” es mas para lo que se oponen a las decisiones cuestionable del presidente y su partido.
 
Última edición:

Usako

🍒
Registrado
21 May 2019
Mensajes
246
Reacciones
114
Puntos
100
Shibecoins
$3.932
Creo que deberias pensar bien y consultarlo con sus familiares sobre el futuro de su negocio.
Y como dice usako, el termino “chairo” es mas para lo que se oponen a las decisiones cuestionable del presidente y su partido.
De hecho, mas bien la palabra chairo significa chaqueta o paja, como gusten llamarlo.
Es mas usado como ofensa a la gente de izquierda o fanatismo excesivo por algún partido (Se hacen chairisas mentales con tal de perpetuar su partido y el estatus de este...)
Igual, el termino lo apropia la izquierda para encontrarse afines en alguna organización política.
 

El Puas Espejel

Shibe avanzado
Registrado
12 May 2019
Mensajes
231
Reacciones
128
Puntos
100
Shibecoins
$2.425
Aprovecharé mi desvelo por ansiedad para dar un avance de mi problema.

No leí el capital, pero leí el manifiesto comunista de Marx y Engels. Y los puntos de Marx me parecen ilógicos. ¿Qué tiene que ver la burguesía con la familia? Yo tengo familia y no soy burgués.
También dice que el individuo debe ser "barrido e imposibilitado" ¿Perdón? ¿No es parecido a lo que expresa el corporativismo, donde te convierten en un ente consumista?
También están las verdades eternas como "la religión, la moral, la justicia"... ¿Pero no son los mismos grandes relatos que quiere destruir el posmodernismo?
Luego viene una contradicción con las naciones: "Las diferencias nacionales y el antagonismo de los pueblos se desvanecen cada día más debido al desarrollo de la burguesía, la libertad de comercio, la uniformidad del modo de producción y en las condiciones de vida correspondientes". Aquí me parece ambiguo, ¿O está a favor o en contra de la burguesía?
Finalmente para concluir el manifiesto comunista, sobre el pasado: "En la sociedad burguesa el pasado domina sobre el presente; en la sociedad comunista el dominio es viceversa." La URSS y los gobiernos populistas latinoamericanos demostraron lo contrario, y la 4T cometerá el mismo error.
En total, son cinco strikes donde la práctica supera a la teoría.

Luego leí una carta de un doctor venezolano sobre las contradicciones de los comunistas burgueses. Cita textualmente:

Qué sabroso debió ser para los acomodados marxistas de la posguerra, platicar sobre el comunismo agresor, catando brandy en el parisino Saint Germain-Des-Pres, o vodka en el café Puschkin en plena plaza roja de Moscú, mientras masacraban a los checos y a los húngaros. La misma sensación debió sentir el aristocrático José Vicente Rangel, mientras saboreaba un negrito en Sabana Grande, al tiempo que se planificaba un ataque guerrillero urbano.

Y qué decir del fundador del comunismo venezolano, Gustavo Machado, nacido en acaudalada familia de la oligarquía caraqueña, pionero del (imperialista) béisbol nacional, y quien durante los exilios dorados por Europa se graduó de abogado sin penuria en la elitesca Universidad de París. Siempre acompañado de su camarada consumista Miguel Otero Silva.
El mismo Picasso, autodesterrado de España porque Franco, aquel de por la gracia de Dios, había aplastado a los comunistas españoles. De más está decir, que nunca peleó en la guerra civil española. Huyó a París donde se inscribió en el partido comunista, aunque por supuesto, tampoco participó en la resistencia francesa.
Qué decir de Pablo Neruda, otro marxista aburguesado que vivió como rey. O el comunista y millonario Diego Rivera y su histérica e insufrible Frida, ésta última amante de Troski, quien sería asesinado con la complicidad del muralista. Más recientemente, Guayasamín, el exitoso expresionista comunista que trató de arruinar al imperialismo yanqui acaparando todos los dólares del mundo. Allá en Quito, al lado de su mansión y en su museo, se exhiben las fotos hasta de Chávez, aunque también las de su mecenas Nelson Rockefeller. Y por allí andaba Gabo, muerto de la risa abrazando a Fidel.
Ante la grandeza artística de estos personajes, contrastan los boliburgueses actuales de este comunismo de pacotilla. Dirigentes donnadies, convertidos en multimillonarios viajeros, poseedores de yates, aviones y mansiones, celebrando fiestas capitalistas en mero imperialismo. Todos enchufados en la más vil corrupción y totalmente de espaldas a la realidad social. Que oiga quien tiene oídos...
20 de Enero de 2015 - 12:30am


Fuente: Diario La Verdad
Exactamente lo que decías Usako Usako . Los grandes comunistas venían de entornos burgueses y aún así los consideran próceres.


Otra prueba. Empieza con una frase de Jean-Paul Sartre y termina reflejando la realidad sobre el comunismo en Francia:

« Todo anticomunista es un perro », declaraba el filósofo Jean-Paul Sartre en 1965. Sartre no era militante comunista. Era mucho peor que eso: un « compañero de viaje », de esos que tuvieron que rendir cuentas al Partido para demostrar que no eran unos intelectuales burgueses sino unos soldados disciplinados al servicio del proletariado, porque no tenían la conciencia de la clase obrera, que podía llegar a ser un « intelectual colectivo ». No dejarían de ser nunca pequeños burgueses.
Sartre sobre la URSS

Sartre sobre la URSS
A veces se les podría perdonar ciertos errores, ya que siempre podrían ser útiles, “tontos” o no. A su vez, perdonarían esos eruditos los “errores” de Stalin, de Mao, de Castro y otros muchos, sin jamás reconocer que podían ser horrores, como el Gulag.
Sartre, sin ser el primero ni por supuesto el único, llevó la complicidad con los crímenes de la Unión Soviética y demás regímenes semejantes hasta el paroxismo.
Retrato de Stalin hecho por Picasso a pedido de Aragon.

Retrato de Stalin hecho por Picasso a pedido de Aragon.
Antes que él hubo el poeta Louis Aragon, quien sí era miembro del Partido, que cantaba a la policía política de la URSS, en aquella época el GPU (“Viva el GPU contra todos los enemigos del proletariado”), y a Stalin también, como lo hicieran Pablo Neruda o Nicolás Guillén. No habría que olvidar a Paul Éluard, cuyo poema “Escribo tu nombre, Libertad”, dedicado a la lucha contra el nazismo, se volvió un himno (las condenas de los escritores son a veces selectivas). Hubo tantos… La lista sería interminable. Entre los más destacados, figuró siempre el pintor y en alguna ocasión pésimo escritor Pablo Picasso, un raro ejemplo de oportunismo en todas las etapas de su vida.
Sartre, quien “excomulgó” a Albert Camus, porque éste no podía de ninguna manera justificar los “procesos de Moscú”, no quiso ver nada. “La libertad de crítica es total en la URSS”, escribía. La sociedad iba hacia un “progreso constante”, afirmaba. Después de sus viajes repetidos a la URSS en los años 1950, se decidió sin embargo a condenar la invasión soviética a Hungría en 1956. Pero volvió al redil, a Moscú, y también fue a darle su respaldo a la China maoísta y a la Cuba castrista. De su experiencia cubana de 1960 sacó una serie de artículos titulados “Huracán sobre el azúcar”, en los que tildaba a Batista de “simio” y de “chimpancé”. En otro texto comparaba a su “amigo” Fidel Castro con el poeta místico español San Juan de la Cruz. Más tarde dijo del Che Guevara que era “el hombre más completo de nuestro tiempo”. Se echó para atrás en 1971, a raíz del caso Padilla, como otros muchos, de todas nacionalidades. Tarde, demasiado tarde.
Hay que eximir de esa “ceguera” a unos pocos: al socialista inglés Bertrand Russell, por ejemplo, a los escritores franceses André Gide, cuyo libro "Regreso de la URSS" constituyó una advertencia para los intelectuales, o André Breton, quien apartó a su movimiento surrealista, excluyendo a Aragon y a otros más, de toda clase de complacencia con el terror comunista, después de haber considerado con simpatía en un principio lo que ocurría al este de Europa.
Los demás fueron “los cómplices”, como lo señala el ensayista Thierry Wolton en el tercer volumen de su monumental Historia mundial del comunismo, que acaba de salir publicado, coincidiendo con el centenario de la revolución rusa. Un formidable recuento personal de buena parte de los horrores del siglo XX, que abarca desde Rusia hasta Vietnam y Cambodia, pasando por Cuba evidentemente.
Los dos primeros volúmenes estudiaban los “verdugos” y las “víctimas” con infinidad de testimonios. La obra de Wolton se inscribe en la continuidad del Libro negro del comunismo, publicado en 1997 bajo la dirección del historiador Stéphane Courtois, que cambió la mirada del mundo intelectual sobre ese fenómeno tan cruel y, a pesar de todo, incomprensiblemente aceptado. Courtois publica ahora un volumen un libro fundamental titulado simplemente Lenin. Su objetivo es demostrar que en el leninismo estaba ya escrita la continuación del régimen, que el Gulag fue su obra, simplemente llevada hasta lo inconcebible por Stalin, su sucesor. Es también un análisis psicológico del personaje. Para ello convoca a algún psicoanalista contemporáneo. Estos son algunos de los libros que ritman en Francia el aniversario de la toma del poder por los bolcheviques.
Film francés sobre la educación comunista paterna.

Film francés sobre la educación comunista paterna.
Pero ¿qué queda en Francia de lo que fue otrora una reivindicación obligada para cualquiera que pretendiera formar parte de la intelligentsia? Al igual que en Italia, sigue habiendo una nostalgia de la lucha obrera, reflejada en alguna película como No todo el mundo ha tenido la suerte de tener padres comunistas o en la admiración por las canciones comprometidas del cantante ya fallecido Jean Ferrat, otrora gran amigo de Fidel Castro.
Los sectores obreros que antes votaban invariablemente por el Partido lo hacen ahora en su mayoría por los populistas ultraderechistas del Front National.
Sólo queda, sobresaliendo de entre algunas pequeñas organizaciones de corte trotskista, un gran abanderado del comunismo y del “Terror” implementado por Robespierre en la revolución francesa: el que fuera ministro de François Mitterrand, ex - trotskista y ex - socialista Jean-Luc Mélenchon quien, al frente de los “Insumisos”, una copia de los “Indignados” y los podemitas españoles, llegó a ocupar el cuarto lugar en las últimas elecciones presidenciales de abril-mayo de 2017. Excelente tribuno vindicativo, no duda un instante en apoyar sin vergüenza alguna a los hermanos Castro, a Chávez y aMaduro, a Evo Morales y al ex - presidente Rafael Correa, así como a Putin o a los comunistas chinos. Sigue menospreciando y calumniando a los disidentes, venezolanos y cubanos, encontrando en esos insultos una manera de oponerse al presidente Emmanuel Macron, quien ha tomado claramente partido contra las dictaduras que los persiguen.
Los amigos de Mélenchon y los intelectuales aún nostálgicos de la barbarie, como el filósofo Alain Badiou, quien defiende hasta los Jemeres Rojos camboyanos de Pol Pot, no dejan de ser, sin embargo, una caricatura de los tiempos “gloriosos”, aquellos en que los militantes del Partido y sus “compañeros de viaje” acataban unánimemente la opresión vigente en la “patria del socialismo” y sus satélites.

https://www.radiotelevisionmarti.com/a/companeros-de-viaje-nostalgicos-comunismo/155538.html
Otro sobre la controvertida boda de político español de Podemos. Aquí tomaré una frase que podría ser de letras de oro:

Para el miserable, la única existencia válida y admirable es la de quienes viven de manera miserable. Todos somos un poco miserables, así que sentimos simpatía por las historias de los artistas malditos a los que nadie reconoció su talento. Nos enteramos de estas historias después de que la muerte recicle la figura ajada y la eleve a la categoría de mito, pero no nos importa. Vivimos de manera virtual, y de manera virtual sopesamos a los otros. Así Van Gogh, admirable cuando lo miramos a través del precio contemporáneo de sus cuadros. Habría que preguntarle a él si, de volver a nacer, no preferiría hacerlo como un panadero sin talentos exóticos. Habría que preguntarse cuántos Van Gogh desaparecieron sin dejar rastro. Pero Van Gogh no descuelga el teléfono. Y aunque lo descolgase, tampoco tendría oreja donde ponérselo.
Twitter estalla contra Garzón por gastarse 100.000 euros en su boda (y él responde)
J. MADRID
"Durante varias semanas la prensa de derechas se hizo pasar por invitados de la boda para obtener información; otra se la inventaron -como el precio del menú, tres veces por encima del real", ha dicho él


Hablando de orejas: creo que el mito de Kurt Cobain explica por qué mi amigo Lenore anda enfurruñado con el éxito tuitero de Manuel Bartual. Dicen que Kurt Cobain se suicidó porque su carrera había sido demasiado meteórica. Él quería seguir viviendo de manera miserable. Tenía interiorizado ese mito burgués y cristiano de que el fracasado, el perseguido, es el mesías. La decadente trituradora de almas —'aka' industria musical— quiso hacer de Cobain un manejable Kravitz y él se pegó un tiro para no contaminarse. Sus fans captaron el mensaje e hicieron de él una figura rebosante de pureza. Al fin y al cabo, la pureza ha matado más personas y frustrado más vocaciones que ninguna otra idea.
A Garzón le exigen pureza desde la derecha 'bon vivant'. Si usted da lecciones, don comunistón, lo menos que puede hacer es casarse en la bodega de un pesquero, rodeado de pescadores borrachos que cantan polcas y rasguean balalaicas, preferiblemente con una armenia coja y tuerta que porta un ramo mustio de lavandas entre las manos. Y magia: los mismos que se cachondeaban, con bastante motivo, por cierto, de la alergia patológica que le producían las chaquetas a Pablo Iglesias, ahora recriminan a Garzón que se haya paseado con un frac azul por entre las mesas de un convite absolutamente convencional.

Fuente: https://blogs.elconfidencial.com/sociedad/espana-is-not-spain/2017-08-30/boda-alberto-garzon-comunismo_1435507/
Concuerdo con lo de Kurt Cobain. Tenía buena música grunge, pero no más cantaba. Desde ese suicidio, se hizo mártir, pero no valió la pena porque tenía malas influencias de los círculos sociales. Como me suele pasar en mi caso.

Entonces. ¿A qué se debe la demonización sobregeneralizada contra los ricos?

Leí un poco y parece que la crisis del 2008 empezó a generar discordia entre las clases sociales. El rencor contra los millonarios se ha vuelto en un prejuicio popular, pero prejuicio al fin; nos olvidamos que esas personas tuvieron que hacer un trabajo duro, tuvieron una idea, ahorraron mucho, aprendieron a relacionarse con el dinero, aprendiron a controlar las emociones antes que una transacción. He ahí pues, que eso se olvido y solo por tener un enorme ingreso, los tachamos de prepotentes, corruptos o ladrones. Y no vemos para abajo, o para adentro e ignoramos la prepotencia de nuestro propio círculo social. Es como esa parábola del fariseo y el publicano: "Todos son pecadores menos yo." Tristemente así sucede en las clases media y baja: somos inquisidores por la envidia de lo que nunca hemos logrado.

Tras un examen de conciencia, tengo que admitir que el dinero no genera la prepotencia. Ésta no distingue entre clases sociales. En otras palabras: reconozco mi prepotencia.
Y eso me impide no sólo emprender, sino realizar muchas otras cosas.
 

Usako

🍒
Registrado
21 May 2019
Mensajes
246
Reacciones
114
Puntos
100
Shibecoins
$3.932
Bueno, El Puas Espejel El Puas Espejel Nunca mencione que apoyase a Marx, tampoco lo mencionas tu pero lo quiero dejar claro.
Dicen por ahí que Marxismo-Leninismo es la otra cara del fascismo y cuanta razón, no es mas que otro sistema impuesto maquillado de falsa " libertad"
Tenemos ejemplos como Corea del Norte, Cuba, Venezuela, China, Rusia, en que este tipo de sistemas no ha cometido mas que lo mismo que la derecha
un aplastamiento masivo a los derechos humanos y masacres en contra de opositores e incluso aliados.
Muchos filósofos incluso eran pequeño burgueses e incluso los abuelos anarquistas como Bakunin eran pequeño burgueses.
Pero la diferencia es que los abuelos eran de actos congruentes a su idea y no solo filósofos de sillón o mandatarios corruptos.
Yo siempre he creído y lo mantengo que la gente es corruptible dependiendo su mentalidad, dale poder y puede que joda todo.
El dinero da estatus en esta sociedad pero el tener $1,000 pesos a la semana eso no te da el necesario para considerarte pequeño burgués,
mas bien es un soporte para poder sobrevivir, ganar $3,000 tampoco es nada porque si bien el dinero no alcanza, entonces al obtener más la gente obtiene un status
y observa al de abajo, al que no tiene, el que vive en chozas como un pobre sin mas, "un indio", "un naco", esto escala a la clase media, media alta que se montan sobre la creencia del que posee mas es el de status privilegiado, así que puedes ver a tus vecinos diciendo que los indigentes son horribles para deambular en las calles.
Adjudicando un temor a los inmigrantes por "el indice delictivo" y las "perdidas de empleo",
Simplemente es algo exagerado y muy normalizado el obtener dinero para obtener poder o aspirar a.
Si no, miren que mueve el mundo: El poder y el poder que tiene? Dinero.
Así que cualquiera que diga que el pobre es pobre porque quiere se merece un reventadon de hocico por perpetuar creencias tan absurdas y tener una mente tan obtusa.
Eh incisto en que Ralph no debería darse azotes creyendo que el negocio de sus padres es de burgueses porque repito una vez mas, no estamos hablando de una multinacional si no de un comercio local.
 

Baal

Underdoge
Registrado
19 Feb 2019
Mensajes
85
Reacciones
49
Puntos
100
Shibecoins
$366
Concuerdo en que aún no es el momento de preocuparse demasiado por la posible corrupción que conlleve la riqueza. Aunque esa actitud que tienes bien podría servirte para evitarla cuando te veas en cada vez mayor abundancia; cual vacuna.

Si la ética o los valores fallan, pienso yo sería más una cuestión de la debilidad de los mismos en comparación de las tentaciones que se presenten. Creo que por eso muchos de los que ganan la lotería se van espectacularmente al demonio y terminan más miserables a como estaban antes (?)

Así que mi consejo sería que mantuvieras esos principios bien presentes pero sin que te impidan conducir tu negocio con la mayor dignidad posible. Si las convicciones son sólidas, entonces no hay que temer; si aún no lo son, este también sería el medio para fortalecerlas: poniéndolas a prueba.

Y bueno, una rápida búsqueda por la red acerca de grandes filántropos podría ayudar a cambiar tu opinión al respecto, o bien, cuanto menos reconocer que no absolutamente todo rico o poderoso es un villano de caricatura... aunque claro, tampoco ninguno es un santo xD
 
Arriba