¡Bienvenido!

Puedes sentarte a leer lo que tenemos para ofrecerte, ¡o bien hacerte una cuenta y empezar a participar desde ahora! No cobramos comisiones y damos hermosos regalos.

¡Registrate!

Rol King of War(comenzamos siempre cupos consultar por MP)

Mr. Fear

Fourth Reich Fightin' Man
Registrado
9 Mar 2019
Mensajes
37
Reacciones
32
Puntos
0
HammerDown.
Siete días y medio después del “incidente”.
Quedan dos días de infección.

El sonido de metales chocando me despertó. Lo último que recordaba era comer un delicioso pescado que Chiara había preparado, también recordaba que se quejaba por no tener los ingredientes suficientes ni el espacio adecuado, una queja bastante atendible si consideras que Chiara en realidad es una chef profesional en Milán. Cuando quise moverme, todo hizo sentido… me incorporé con dificultad y noté una mancha de sangre en dónde tenía la cabeza, me miré al retrovisor y pude ver tanto la herida como el golpe en el parabrisas de la camioneta… me cago en la puta madre, Jeanne ahora si me va a matar.

-No se preocupe, joven, pudimos verlo todo y venimos en su ayuda.
-¿Eh?, pero qué…
-Pasábamos por aquí y vimos que lo tienen prisionero, el príncipe Arno se encargará de ella.
-¿Se va a encargar?... no, espera, desátame ahora.

El príncipe obedeció y con un cuchillo cortó las sogas. Aún seguía mareado por el golpe, pero podía caminar hasta dónde Chiara seguía peleando con el príncipe Arno; y tan comprometidos estaban en su pelea que no me vieron cuando me metí en medio de ellos, cada uno a centímetros de poder haberme provocando una herida pero bueno, no es la primera vez que hago esto.

-¡Alto! – dije, mientras que a Chiara le empujé con mi hombro izquierdo y a Arno le di una patada en el pecho, haciéndolos retroceder a ambos – él es mi amigo, Chiara… Arno, ella es mi amiga… y si no se han dado cuenta tengo una herida bastante grave en la cabeza y me gustaría tener la oportunidad de atenderme a mí mismo sin que se quieran cortar la cabeza por cinco minutos.

Ambos guardaron sus armas pero seguían en guardia.

-Bien, si el joven Daniel dice que confía en ti, entonces significa que hay una razón para que te haya mantenido prisionero.
-La hay, su majestad, pero primero deseo atender esta otra situación.

Me quité la chaqueta y la camiseta que llevaba puesta y me fui al río que estaba cerca, comenzando a lavarme la herida y el cabello empapado en sangre seca. Cuando estuve satisfecho, usé mi camiseta para secarme mientras volvía con los demás.

-Como te dije, Arno, hay una muy buena razón como para que Chiara me mantuviera atado – les dije a ambos, mientras me metía a buscar el botiquín de nuevo – verás, desde que tomamos el fuerte, sufrí la infección de algo que solo se puede calificar como un parásito, que cuando toma control cambia totalmente mi personalidad, lo suficiente como para que sea seguro estar así. Eventualmente va a pasar, pero solo tengo que dejar pasar dos días más – le expliqué a Arno y a su acompañante, mientras me vendaba la cabeza – por eso también me fui del Galileo, supe las verdaderas intenciones de esta cosa y preferí alejarme, pero en eso me encontré con Chiara; por eso estamos viajando juntos… por cierto, ¿quién es la chica en la armadura?

La mencionada se sacó el casco y se dejó ver: De piel blanca como la nieve, ojos verdes como esmeraldas y el cabello de un rubio casi blanco. Arno sonrió como un hombre enamorado al verla sin su casco.

-Mi nombre es Elise, de la casa Montpellier, al servicio de su majestad como general de sus ejércitos – dijo ella, haciendo una pequeña reverencia – lamento que no nos hayamos conocido antes, pero tuve que defender la capital de un asedio. Su majestad-
-Elise, sabes que me puedes llamar por mi nombre – dijo Arno, riendo un poco.
-Ah… s-su majestad… n-no sé si debería – respondió ella, totalmente ruborizada.
-Pronto te vas a convertir en mi princesa, Elise, deberías comenzar a llamarme por mi nombre.
-¿Es tu prometida? – le pregunté a Arno, mientras ellas se tapaba el rostro con ambas manos, muriendo de la vergüenza – hombre, me hubieras dicho antes y les traía obsequios de bodas. Mi bendición para ambos, les deseo una larga y feliz vida juntos, sus majestades.
-Les íbamos a avisar para la boda, pero antes quería venir a esparcir las cenizas de mis hermanos y hermanas en nuestro lugar favorito cuando éramos niños.
-Oh… lamento interrumpir su duelo – les dije, mientras me volvía a colocar la chaqueta de mi uniforme.
-No es tanto, era algo que veía venir… pero bueno, ha sido suficiente tristeza y pelea por el día de hoy. Los invito a ambos al Palacio en la capital, hasta cuando ustedes consideren seguro volver o hasta el día de nuestro matrimonio, que será dentro de muy poco. Además, joven Daniel, quiero que me enseñes a manejar mejor esta cosa que encontré cerca de la capital hace unos días.

Después de decir eso, sacó de su espalda un rifle M1 Garand, pero con varios detalles en oro y marfil.

-Vaya belleza de arma – le dije, observándola detenidamente.
-Lo es, pero me resulta sumamente rebelde en su control.
-Es cosa de práctica y aprender a disparar – dije, viendo un árbol frutal a casi 200 metros de distancia, no era mucho, pero era un blanco; coloqué la culata del rifle contra mi hombro, apunté y disparé al árbol, logrando sacar una manzana de este – al menos la mira y el cañón están en perfecto estado. ¿De dónde dijiste que lo sacaste?
-Lo encontré tirado, como si fuese basura, pero después de ver lo que ustedes hacen con estas armas, me la quedé sin pensarlo dos veces.
-Mmm… eso podría llegar a ser un problema si caen en manos equivocadas. Bueno, vamos a la capital, nosotros los seguimos en la camioneta.

Me subí con Chiara a la camioneta y comenzamos a seguir a Arno y Elise, no tardamos mucho en llegar a la ciudad capital, que tenía un parecido a Paris casi calcado… claro, al París medieval, no veríamos nada parecido a la Torre Eiffel o al Arco del Triunfo. Los ciudadanos se veían ocupados en sus labores pero se detenían siempre a saludar a Arno o a ver con asombro la máquina de metal sobre la cual me movía con Chiara. Pasamos por una de las avenidas principales cuando un edificio de aparente construcción reciente llamó mi atención: De fachada blanca y decenas de ventanas, sobre la entrada de este se veía un escudo blanco con una cruz roja en medio de este, y abajo se podía leer “L'Hôpital Universel”, pudiendo ver como entraba y salía gente que parecía buscar alivios médicos. Sonreí inconscientemente ante el escenario, quizás no prediqué en oídos sordos.

Después de unos minutos arribamos a una copia exacta del Palacio de Versalles, que parece no recibió los castigos de la guerra. Nos estacionamos en uno de los costados del edificio y entramos al palacio que no defraudó en dejarnos completamente asombrados con el lujo con que viven. Arno mandó a unas sirvientas a que recogieran nuestras cosas y nos llevasen a la habitación en el segundo piso, con una terraza que daba para ver la ciudad capital. Temí un poco cuando nos dijeron que íbamos a compartir una habitación, ya que estaban reservadas para los invitados a la boda de Arno y Elise y no contaban con que iba a ser yo quien llegara con alguien más asique solo había una cama, pero cuando vi el sofá que acompañaba la habitación respiré un poco más tranquilo. Las sirvientas se fueron y por fin pudimos hablar.

-Bueno, quédate tú con la cama, yo duermo en el sofá – le dije a Chiara, comenzando a acomodarme sobre este – después de dormir en piedras o pantanos, cualquier lugar es lo suficientemente cómodo para dormir. Además, lo que me preocupa ahora es eso de que están apareciendo armas por ahí… no sabemos en manos de quien pueden caer.
--------------------------------------------------------------------------------
Evie Fauret Evie Fauret
 
Última edición:

Fatman

Shibe noob
Registrado
1 Abr 2019
Mensajes
65
Reacciones
117
Puntos
0
Octavio Silva
Octane
Fuerte "D'Arc" (sala de interrogatorios)
Post. 10


Asi que la chiquilla rusa no queria hablar eh?? pues yo vengo de mexico y en Mexico cuando la gente mala quiere que hables te hacen cosas horribles, y era hora de ponerme en accion...ademas arthur ya me dio permiso...

-ya??- preguntaba octavio viendo a arthur

-si-

-en serio??-

-si

-seguro??-

-si ya puedes ser el jodido policia malo!- decia arthur

-sabes no es de buena educacion gritarles a las personas- decia octavio -saben orar?? pos orale a la verga ustedes dos- decia el joven mientras se estiraba

-porque??- preguntaba kida

-...!- se inyectaba una dosis de adrenalina -Buohohohoh- agitaba la cabeza mientras el liquido entraba en su sistema -porque esto se va a poner feo y necesito el espacio, pueden ver desde la ventana si les gusta mirar- dijo el peli verde mientras el par se miraba entre ellos -orale pues salgan!- decia frenetico el joven mientras que arthur y kida se salian -Hmm!- octane cerraba la puerta y la trababa con la silla justo apenas la cerraba -listo...- se sacudia las manos -ok linda no quieres hablar? pos muy bien no hables pero te aseguro que gritaras-

-no me das miedo mexicano...- decia la chica

-ohhhohohoho no no no no tienes que tenerme miedo y puedes llamarme octavio "camarada"- decia el mexicano

-no me llames camarada, me asqueas...- decia la joven

-dios eres peor que un gato mojado...- decia rascandose la cabeza -ok empecemos con el show -sube las piernas a la mesa y juntalas-

-no...- decia la chica e inmediatamente el peliverde le apuntaba con el cañon de su pistola a la cabeza

-no estoy jugando vieja prematura, las piernas sobre la mesa...- dijo bastante serio mientras hacia hacia atras el percutor del arma

-...- sin mediar palabra la chica obedecia a octavio y juntaba las piernas apoyandolas en la mesa

-vez? si colaboras no hay que ponernos agresivos...- decia mientras le quitaba los zapatos a la chica y luego sacaba una cuerda -a ver...- amarraba los pies de la chica a la mesa de interrogacion dejandolos inmovilizados -eso es...- dijo sentandose al otro extremo de la mesa -cual es su plan y para que haz venido a nuestro fuerte??- preguntaba el joven

-pffff...!- la chica le escupia de nuevo y la saliva volaba hasta pegarse en el pecho de octane

-sinceramente...eso es asombroso...seguro le escupes el pito a tu novio desde el otro lado de la habitacion antes de darte duro contra el muro no??- decia con una risilla -pero no es lo que quiero saber...- decia encogiendose de hombros mientras levantaba un dedo -tienes lindos pies sabes- decia mirando su dedo en alto -como veras yo ya ni tengo- decia mientras subia una pierna y mostraba que era una pierna mecanica -pero apuesto y no pierdo...de que estos lindos...y pequeños...piesitos...son muy...sensibles...- acercaba su dedo poco a poco y lo posaba en el talon y lo deslizaba rapidamente hacia arriba por toda la planta hasta los dedos

-Hyuh!?- sentia las cosquillas y se le escapaba un pequeño gemido

-Aha!!- decia sonriente -alguien...tiene cosquillas- decia dando aplausos pequeños y divertido -ok comencemos de nuevo...- decia mientras sacaba una pluma -habla...cual es tu plan??- decia mirando la pluma

-tch...pudrete!- le decia la peli blanca

-mala respuesta...- comenzaba a rosar la pulma contra la planta del pie derecho de la chica rapidamente

-g-guhh...k-k-uhuhuhuh...- se reia un poco pero intentaba aguantarlo

-dimeeeee...- seguia moviendo la pluma rapidamente

-kuhuhuhu n-no...kyahahaha!- soltaba una risa

-vamos güerita dimelo de una vez- decia mientras seguia moviendo la pluma

-kyahahahaha ahhhahahahahaha n-no lo hare...n-n-nooohohohoh ahahahaha!-

-ahh no ok!- sacaba una segunda pluma -ahora vas a hablar!- comenzaba a hacerle cosquillas con ambas plumas en ambos pies

-Kyaaahhhh no no no no porfavor kyahahahahahaha!! ahh ahaha ahaha ahahahahaahaaaahhahah!- la chica no paraba de reir

-no querias que me violaran?? que dices ahora- decia mientras pasaba las plumas mas rapidamente -vas a hablar!?-

-s-si! si si siiiihihihihihi por favor hahahahaha para yaaa ahhhahahahahaha-

-perfecto hehehe- decia levantandose y quitandole la traba a la puerta -ok arthur toda tuya- decia victorioso

-ahh ahhh ahhh- la chica jadeaba casi sin aire -t-te odio octavio...- decia recuperando el aire

-hehehe dilo hasta que te lo creas "camarada"- decia entre risas

[rol off]

algo bien random de nuevo...no se lo esperaban eh?? :v

Gonzalo Sparda Gonzalo Sparda
Evie Fauret Evie Fauret
 

Gonzalo Sparda

Cazador de demonios
Registrado
22 Feb 2019
Mensajes
67
Reacciones
61
Puntos
0
Me quede callado como Kida al ver la tortura que dio Octane.

-Le dijiste que no la matara- me menciono Kida

-SI no hubiera parado lo conseguia- dije ya que como habia escuchado se puede matar con cosquillas

Despues de esa pequeña charla ambos entramos viendo a Serena la cual recuperaba el aliento despues de las cosquillas de parte del "policia malo"

-Bien comencemos de nuevo, ya sabemos que es lo que el dragon negro hace, cual es tu objetivo en esta base que seria matar a nuestra lider- enumere y los presentes quedaron extrañados por eso -asi que lo que quiero saber es... quisieras cooperar con nosotros?- pregunte viendola

Un silencio se habia formado en la sala ante lo que le pregunte a la chica, me mantenia calmado aunque solo fue cuestion de segundo hasta que...

-¡¿QUE?!- fue el grito de los tres presentes

-Arthur te conozco desde hace tiempo, mas que el- decia Kida señalando a Octane -y de todas tus ideas esa es la mayor locura que se te ocurrio-

-Despues dices que el loco soy yo pero es pasarse de loco- me dijo Octane -nadie le pediria a una enemiga que coopere con nosotros o peor que sea nuestra aliada-

-Seria lo mismo si lo piensas, ademas...- veo de nuevo a la chica -tus otra opcion es regresar a tu base y sufrir un castigo de parte de sus superiores- explique su situacion

-... que hay para mi si acepto cooperar?- pregunto la chica y sonrei, ya la tenia

-No es dificil solo debes cooperar con nocostros y te daremos proteccion pero si nos intentas traicionar pues... creo que decapitarte seria minimo- mencione con una sonrisa

-Esta bien, voy a cooperar con ustedes pero despues quiero mi libertad- dijo Serena viendonos

-Considerado un hecho solo debes ayudarnos ok?- estire mi mano y ella acepto -bien creo que toca que nos cuentes lo que sabes sobre el Dragon Negro-

-Entonces busca un lapiz y papel que sera largo- contesto la chica con una sonrisa en su rostro

=====================================================

Evie Fauret Evie Fauret tu calmada yo nervioso :v

Fatman Fatman listo payaso

Mr. Fear Mr. Fear
 

Evie Fauret

Shibe noob
Registrado
30 Mar 2019
Mensajes
37
Reacciones
77
Puntos
0
Chiara

La cocina…no era lo que esperaba pero era mejo que cocinar en una fogata, debido a la hospitalidad descidi cocinarle al tal arno y su novia una cena de mi mundo…curioso sus nombres me recordaron a la serie de videojuegos assassins creed creo que es coincidencia.

—bueno, buonanotte, il mio principe mi ha dato l'autorizzazione ad usare la sua cucina così oggi saranno al mio servizio, spero professionalità poiché cucinano per un principe così da lavorare— comente mientras cambie mi ropa militar por ropa de cocinera siendo el clásico uniforme de chef

Mientras cocinaba me dedicaba a cantar una canción en italiano, siempre me encanto cantar y según mi familia si no me hubiera dedicado a la cocina podría haberme dedicado de cantante pero ambas cosas fueron mi aficcion bueno, eso y llenar de plomo a enemigos en videojuegos ,la cena aquí era a los sueños del sol y en cristiano a las 9 de la noche , desde la 8 que cocino y como ya había dirigido un restaurante sabia ciertos trucos.

—su majestad , el príncipe y los demás ya están en la mesa— comento uno de los camareros entrando

—bien primero llevaran la pasta y lentamente llevaran los demás platillos— comente mientras me acomododaba la ropa

—¿no seria mas fácil llevar todo de una vez? — pregunto un cocinero

Eso fue una ofensa para mi que sin que lo notara le golpee la mano con una espátula
—¿esa es una pregunta seria? ¡claro que es falta de ética presentar todo de una vez se arrunia la sorpresa y el misterio de los platillos! — le grite al cocinero

En mi restaurante siempre lidie con cocineros estúpidos o camareros incompetentes que casi me cuestan estrellas Michelin y eso que tengo solo tres
Los camareros llevaron la comida yo fui hacia el gran salón donde pude observar al rey un hombre de tal vez unos 50 años pero bien conservado yo me lo esperaba mas acabado, arno , su novia, Hammer y a varios nobles un total de 7 nobles mas .

—Buenas noches, soy Chiara seré su cocinera esta noche es una cena de 5 platillos disfrútenlo, primero para comenzar tenemos un platillo ligero Ensalada Cesar , lleva el nombre en honor un poderoso conquistador de nuestro mundo Julio Cesar quien transformo roma en un imperio por cerca de 1400 años , disfruten— comente haciendo una reverencia y los camareros entraron con los platos sirviéndoles a todos, pude escuchar como le preguntaron a Hammer sobre roma y rei un poco

Cuando vi sus miradas de asombro al darles el primer bocado me sentí satisfecha me retire para preparar el próximo plato el cual era un poco cliché por así decirlo, cuando ya estuvieron listos fui otra vez donde los camareros se llevaban los platos vacios aparecieron otros dejando otros platos ahora era Pasta en salsa blanca acompañados de Carne de Oveja marinada.

—por favor disfruten— comente

Otra vez vi sus rostros de asombro y como degustaron la comida yo sonreí para mi , el siguiente plato fue Ravioli en salsa roja recibiendo el mismo resultado, lo mismo con el cuarto plato siendo Lasagna 5 quesos y con el postre siendo un pastel de chocolate selva Negra.

—Espero que hayan disfrutado la cena— comente haciendo una reverencia a todos los presentes quienes felicitaron tal banquete como le dijeron ellos

Yo estaba satisfecha con mi trabajo ni en mis sueños mas locos cocinaría para la realeza pero esta vez fue algo que puedo tachar de mi lista de sueños cocinar para un rey y que este le agrade mis platillos.

—¿Por qué su ropa blanca esta manchada aun? — pregunto un noble

—para un chef las manchas en la ropa por la preparación son trofeos y evidencia del arduo trabajo, para los italianos si un chef no tiene manchas luego de cocinar es que su platillo esta destinado a no gustar — comente observándolos con orgullo

—en verdad una cena deliciosa— comento el rey levantando una copa de vino

—se que no es el momento pero me gustaría que cocinara en nuestra boda— comento Elise yo me sorprendi

—claro que le pagaremos por sus servicios— comento Arno

—yo…claro…¡claro!,…será un honor— comente sonriendo

off

corto pero bueno es lo que se me ocurrrio

Mr. Fear Mr. Fear
Fatman Fatman escribe de Mastodon >:v
Gonzalo Sparda Gonzalo Sparda
 
Última edición:

Mr. Fear

Fourth Reich Fightin' Man
Registrado
9 Mar 2019
Mensajes
37
Reacciones
32
Puntos
0
HammerDown.
Ocho días después del “incidente”.
Queda un día de infección.

El resto del día la pasé descansando, especialmente del golpe que me dio Chiara en la mañana. Ya a la noche nos llamaron a comer, y bastante grande fue mi sorpresa cuando fue Chiara la que había decidido tomarse la cocina del Palacio y organizar la cena, más aun considerando que habían nobles extranjeros invitados también (menos mal decidí cambiarme del uniforme de combate y me puse el traje que había comprado mientras el parásito había tomado posesión de mi cuerpo). Arno insistió en que fuera a cenar con ellos, ya que quería comenzar a hacer popular entre reyes y nobles extranjeros las mismas ideas que le habría expresado hace tiempo ya en la empalizada donde nos encontramos.

Buenas noches, soy Chiara seré su cocinera esta noche. Es una cena de 5 platillos, disfrútenlos. Primero, para comenzar tenemos un platillo ligero, Ensalada César. Lleva el nombre en honor un poderoso conquistador de nuestro mundo, Julio César, quien transformó Roma en un imperio por cerca de 1400 años, disfruten.

Rápidamente todos los camareros comenzaron a distribuir los platillos, varios mirándolos con asombro; y aunque para mi ya era un platillo conocido, debo admitir que debe ser la mejor ensalada césar que he visto en mi vida. Sin embargo, llegó la pregunta que era bastante esperable.

Disculpe, joven, pero parece que usted viene del mismo mundo de la cocinera. ¿Qué es esa “Roma” que ella mencionó?
Bueno, Roma fue un gran imperio que gobernó buena parte de Europa, África y el Oriente Medio. Se considera junto con Grecia, Egipto y Mesopotamia, una de las civilizaciones fundamentales del mundo occidental moderno. Buena parte de nuestras leyes y sistemas jurídicos están basados en leyes e instituciones romanas.
¿Y Roma sigue estando en pie?
No, hace más de 1500 año que Roma cayó… bueno, el Imperio Romano de Occidente, el Imperio Romano de Oriente, que luego se le llamó Imperio Bizantino, cayó en el 1453, cuando los musulmanes invadieron y tomaron su ciudad capital, Constantinopla.

Y así, buena parte de la noche, me tuvieron entretenido preguntándome sobre Roma, las legiones romanas, el derecho romano, el Cristianismo, y -en general- sobre la historia de nuestro mundo. Todo mientras, además, disfrutábamos de la comida que había preparado Chiara, y era justo decir que era lo mejor que había comido en mi vida: La ensalada era fresca, liviana y perfectamente equilibrada; para qué hablar de la pasta, estaba al dente, las salsas perfectamente sazonadas y de textura aterciopelada y suave, y la carne de cordero que preparó era suave y tierna al tacto con el tenedor, ni siquiera se necesitaba. El postre fue el broche de oro para una degustación simplemente perfecta de principio a fin; estaba increíblemente impresionado y Chiara se había encargado de dejar la vara muy alta si es que vuelvo a visitar un restaurante. Muy bien merecido y ganado fue la oferta de Arno y su prometida para que cocinara en la boda real, algo que no muchos chefs logran y que significaba un gran honor para cualquiera.

Terminada la cena, pensaba que el día había acabado, pero me equivoqué.

Amigo mío, le quiero presentar a alguien — intervino Arno, llevándome junto a un noble de aspecto musulmán — le presento al príncipe Muhammad Al-Bazziri III, futuro sultán de las tierras de oriente y cercano amigo a nuestra casa.
Es un honor conocerle, majestad — le respondí, con una leve reverencia, notando que era muy joven.
El honor es todo mío, joven — respondió él, sonriendo y estrechando mi mano derecha entre las suyas — el príncipe Arno ha hablado muy bien de usted, que es un guerrero formidable en el campo aunque usa herramientas nuevas para nosotros; también ha insistido en que escuchara sobre ideas novedosas que ha traído desde sus tierra y que se relacionan con la forma en que debemos tratar a los heridos, amigos o enemigos, en el combate, ¿es cierto?
Eso es cierto, su majestad. En mi mundo lo conocemos como Derecho Internacional Humanitario, y es una serie de tratados y acuerdos firmados entre países y regulan la forma en que estos van a tratar a los soldados heridos y prisioneros durante una guerra, en especial respecto a los enemigos.
Bueno, eso si es novedoso — respondió el futuro sultán, aún más atento a lo que le decía — he visto ya demasiados buenos hombres agonizando en el campo de batalla y dejados a su suerte. ¿Me puede hablar más al respecto?, estoy seguro que mi padre apoyaría adoptar estas ideas para sus ejércitos.

Al final se nos unieron otros nobles, representantes de otros reinos, todos preguntando y apoyando la idea de adoptar un marco similar al existente en mi mundo. Aunque no tenía reloj, supuse que ya era bastante entrada la madrugada; entré con cuidado de no meter mucho ruido a la habitación, suponiendo que ya Chiara estaba durmiendo. Y mi suposición estaba en lo correcto, Chiara ya estaba dormida en la cama de la habitación, y como me había comprometido horas antes, me cambié de ropa y me acomodé como pude sobre el sofá de la habitación. ¿El detalle?, los sillones de esa época no son ni la cuarta parte de cómodos de los que conocía (bueno, sillones y sillones, pero el caso es que era incómodo).

Mejor ven a dormir a la cama antes de que te rompas la espalda — escuché que dijo Chiara, quien hizo un hueco en la cama para que pudiese dormir.
¿Estás segura?
Claro, digo, has demostrado ser de confianza aun con el parásito. Además, ya mañana deberías expulsar el parásito.

Pues espero que tengas razón… por cierto, cantas hermoso — le comenté, para terminar por dormirme.

A la mañana siguiente…​

Desperté con los primeros rayos de sol que se colaban por la ventana, pasando por las gruesas cortinas que tapaban las ventanas de la habitación. Cuando tomé ya conciencia de mí, me di cuenta que estaba solo en la cama y que además estaba sin camiseta, una vieja costumbre que no he podido corregir es esa de dormir sin camiseta ni nada parecido, aun cuando lo intentaba me la terminaba sacando dormido. Me levanté con mejor ánimo, para que -mientras me estaba vistiendo- sentir un horrible deseo de vomitar, busqué desesperadamente algo en lo cual poder vomitar libremente, cogiendo una tineta de bronce que había en la habitación, vomitando un liquido espeso y negro muy parecido al crudo, del cual además salió algo parecido a un gusano pero con otros elementos más cercanos a la robótica antes que nada.

El ruido llamó la atención aun afuera de la habitación, asique mientras aún me recuperaba escuché que se abrió la puerta de golpe tras de mí, por el rabillo de mi ojo pude ver a unas sirvientas y a Chiara que entraban a la habitación.

Huh… creo que te dejó unas horas antes de lo que pensaba — dijo Chiara, viendo el contenido de la tineta.
Creo que necesito agua — fue lo único que pude decir, ya que quería sacarme el sabor de aceite y sangre que tenía en la boca.

Una sirvienta llegó rápidamente con una jarra con agua, dándome en un cáliz un poco. Tomé el cáliz y comencé a enjuagarme la boca, escupiendo después sobre la misma… cosa que había vomitado.

Bueno, felicidades, ahora estás libre del parásito.
Ahora le tendré que explicar a Jeanne por qué había dicho que me iba del Fuerte…
Bueno, eso será ya después, por ahora tenemos que destruir el parásito y para eso tenemos que quemarlo. Vamos, al patio y después podrás desayunar, aprovechando que hice unas focaccias que están para chuparse los dedos.
Al mal paso darle prisa — respondí, cogiendo la tineta esa y siguiendo a Chiara hasta el patio.
----------------------------------------------------
Evie Fauret Evie Fauret
 

Evie Fauret

Shibe noob
Registrado
30 Mar 2019
Mensajes
37
Reacciones
77
Puntos
0
Jeanne
Luego de aquel beso, fue algo lindo el silencio ya no incomodo debido a la desnudes de ambos, ahora solo nos relajábamos mirando el paisaje con el sonido de los insectos, paso el tiempo y ya era hora de salir del agua, al hacerlo me seque y coloque mi ropa

—vamos ya a la base—comente mientras me acomodaba todo

—vamos disfrutemos del agua—comento mastodon aun en ella

—llevamos horas dentro sal antes de que te arruges—comente mandando un mensaje

—¿a quien llamas? —pregunto el

—un helicóptero para llevar el cadáver del dragon, no te mentire que me da curiosidad a que sabra la carne de dragon— comente observando el cadáver

—deberías preguntarle a Arno sobre aquello— comento mastodon vistiendoce

—lo are al llegar , esperemos el Helicoptero para que se lleven esto— comente mientras revisaba los que traíamos y tenían combustible suficiente para volver

—oye sobre lo de aquel beso— comento el acercandoce

—si no estas listo para una relación solo dimelo— comente calmada mirándolo

—espera, espera ,espera del verbo perar , jamas dije eso— comento mastodon mirándola

—a no? — pregunte

—claro, solo me tomo por sorpresa ese beso nada mas, jamas dije que no quería nada con tigo — comento el sonriéndome

—entonces pregúntamelo—dije sonriendo

—¿enserio? Luego de aquel beso— comento el y yo reia

—claro— comente divertida

El solo rio y se coloco de rodillas igual riendo yo me aguantaba la risa

—Alejandra ¿serias mi novia? — pregunto el y yo rei para luego volver a besarlo

—claro que lo sere— comente sonriendo

Chiara

No se como diablos ocurrio esto peo se suponía que no debía pasar, ahora me encontraba con un balde con agua corriendo rumbo a Hammer quien tenia la bota prendida fuego, yo se la lanze y lo empape a el aunque al menos se apago el fuego

—perdón…—comente algo apenada

—descuida…me hacia falta un baño— comento el acomodando su pelo

—je..jeje.. — dije apenada

—ahora podre volver a la base— comento el

—¿Cuándo partimos? — pregunte curiosa

—dos dias, hoy dejare todo listo con arno ya que me pidió clases de su arma, además servirá para buscar mas información de armas que llegaron — comento Hammer

—claro yo ire a preparar el almuerzo—comente volviendo a entrar al castillo

off
Fatman Fatman
Gonzalo Sparda Gonzalo Sparda
Mr. Fear Mr. Fear
 

Mr. Fear

Fourth Reich Fightin' Man
Registrado
9 Mar 2019
Mensajes
37
Reacciones
32
Puntos
0
HammerDown.
Ocho días después del “incidente”.

Se supone que todo debería haber sido sencillo: Era simplemente quemar esa cosa y ya. Pero claro, parece que el destino gusta de jugar bromas pesadas y complica demasiado tareas sencillas. La cosa es que, gracias a un poco de viento que sopló en contra de mí, una brasa ardiendo saltó desde el recipiente donde se quemaba el parásito y cayó en mi bota derecha, lo que provocó la más natural, obvia y saludable reacción que cualquier ser humano tendría si es que ve una parte de su cuerpo quemándose…

AH FUCK! GET THIS SHIT OUTTA ME! AHHHHHHH!

Entré en pánico.

Claro, mi pánico se vio apagado cuando se vio apagado el fuego también, gracias a Chiara que me arrojó un cubo de agua… el problema es que prefirió mojarme por completo.

Perdón…— se excusó Chiara, muy apenada.
Descuida… me hacía falta un baño — le respondí, acomodando mi cabello, a lo que ella respondió con una risilla nerviosa — ahora puedo volver a la base…
¿Cuándo partimos?
En dos días más, hoy dejaré todo listo con Arno ya que me pidió clases para manejar su arma, además servirá para buscar más información de armas que llegaron.
Claro, yo iré a preparar el almuerzo.

Ya en paz todo de nuevo, Chiara entró al castillo y yo detrás de ella, pero nos fuimos por caminos separados: Ella se fue a la cocina del castillo, yo a la habitación para cambiarme de ropa y secarme un poco. No tardé mucho en ello, era una labor rápida después de todo, mucho más cuando se repara en cuestión de tiempo. Al final, me cambié de uniforme al que llevaba el día en que asaltamos el fuerte. Se sentía bien por fin tener la tranquilidad de poder volver al fuerte, de volver a ver a todos los demás… aunque, por otro lado, también me apenaba un poco el hecho de que mi ausencia haya pasado completamente desapercibida, pero bueno, siempre he pensado que soy un ser más bien desechable… quizás por eso siempre tomaba los trabajos peligrosos para el Comité, y aunque siempre me destacaban por mi profesionalismo en momentos de tensión y peligro de muerte, la verdad es que en ese momento veía mi propia vida como algo desechable, y cuya ausencia en el mundo no provocaría ninguna pérdida, así como tampoco ninguna ganancia…

Extraño mis antidepresivos, evitaban que estuviera así. Tomé la toalla con que me había secado y la restregué con fuerza contra mi rostro, ya sabes lo que dicen, las apariencias mantienen a los amigos.

Estando seguro que volvía a centrar mi salud mental, salí de la habitación. Será mejor comenzar de una vez con las lecciones para Arno.

¿Oculté la hoja, verdad?
------------------------------------------------------------------------
Evie Fauret Evie Fauret disculpa lo poco
 

Fatman

Shibe noob
Registrado
1 Abr 2019
Mensajes
65
Reacciones
117
Puntos
0
Octavio Silva
Octane
Fuerte "D'Arc" (sala de interrogatorios)
Post. 11


esto es ridiculo que demonios esta pensando Ahrthur?? para que chingados me hace torturarla y sacarle la informacio si va aliarla a nosotros...bueno menos mal que hice eso y no otra cosa

-no lo se rick me parece falso...- decia octavio viendo a los otros dos

-a que te refieres??- preguntaba arthur mientras octane lo seguia para buscar el papel y lapiz

-a que esa chica se convierta en nuestra aliada, osea como es que se cambia de bando tan simplemente asi como asi no mas?? no crees que puede ser algo asi como un doble agente o triple agente??-

-puede ser, pero en estos momentos es lo que tenemos...si podemos averiguar cuales son los Planes del dragon negro y contraatacar o llevar a cabo un ataque preventivo pues mejor-

-si pero que si nos miente?? y nos direge entonces a una trampa?? digo nadie se voltea contra los suyos asi de rapido, podemos estar en mucho peligro por eso wey- decia el peli verde

-pues tendremos que arriesgarnos octavio, pero no podemos esperar a que los dragones negros actueen primero-

-me estas jodiendo, ellos ya actuaron primero, enviaron una asesina por la cabeza de alguien en este fuerte- decia octavio

-y por eso mismo necesitamos a alguien de adentro de ellos que nos pueda decir porque demonios la mandaron y que planean hacer luego, entiendes?- decia arthur mirandolo

-no lo se arthur...no lo se! pero bueno que chingados haz lo que creas tu eres quien esta a cargo, yo ire a correr un rato...- decia mientras salia del pasillo

//en el hangar del Fuerte//

no estaba muy seguro si lo que estaba haciendo arthur era lo correcto, si hubiese sido mi lugar...la hubiese matado a cosquillas...pero el no me dejo, orale nunca dejan hacer nada divertido en este lugar...

-preparen Sikorsky S-64- decia el encargado del hangar

-wow wow wow, por que van a movilizar nuestra grua voladora??- preguntaba el joven octavio acercandose

-recibimos un llamado de la lider Jeanne, al parecer lograron derribar a un dragon y solicitan el apoyo para traerlo hasta aca-

-Ohhhhhohohohou no! lo hicieron ese par de malditos derribaron al dragon- decia sonriente -bueno que estan esperando, muevanse saquen el sikorsky rapido hay que ir a ayudarlos con la carga-

-si señor!- decia haciendo el saludo militar

-wow wow perate perate perate!- le llamaba la atencion y le hacia seña para que se acercara -tienes la localizacion de ambos??-

-si-

-perfecto damela yo ire tambien- decia mientras accionaba sus goggles

-le enseñaba el mapa con la señalizacion-

-perfecto...- decia escaneando el mapa con sus goggles

-desea que le preparemos un helicoptero?-

-no sera necesario, yo ire a pie- decia el peli verde mientras salia del hangar en direccion hacia la entrada del fuerte

//en la entrada del fuerte//

-ok ok ok! aqui vamos octavio hora de correr!- decia mientras sacaba una inyeccion de adrenalina y se la clavaba directo al pecho -yeaaahhhaaahahahaha!!- salia disparado dejando una estela de polvo tras el mientras que el helicoptero de carga comenzaba a despegar

+varios kilometros luego+

-aun no veo el helicoptero de carga- decia jeanne parada sobre los hombros de mastodon

-tal vez...fueron por cafe?- decia el coloso

-espera alli viene- decia viendolo con sus binoculares -Huh??- notaba algo mas

-que sucede??- preguntaba mastodon

-algo mas se acerca pero no lo veo bien...- decia jaenne -pero viene por tierra- decia mientras ajustaba y enfocaba los binoculares -eh!?-

-que pasa, es un enemigo??- preguntaba mastodon

-n-no...es octane- decia soprendida -y se acerca mas rapido que el helicoptero...-

-...- mastodon pensaba -seguro escucho la noticia de que derribamos al dragon y no aguanto las ganas de verlo...-

-Chicos!!- gritaba a la distancia mientras se acercaba cada vez mas -quiero ver al dragoooon!!-

-te lo dije...- decia mastodon mientras lo veia acercarse pero cruzaba frente a la pareja para luego saltar y lanzarse sobre el cadaver del dragon como si lo abrazara con todo el cuerpo

-Ohhhhhhhhohohohoh no lo puedo creer en verdad lo hicieron!- decia pegado al dragon

-...- mastodon lo veia

-hola octane...- decia jeanne bajando de los hombros del coloso

-hola jefecita!- decia alejandose del dragon y acercandose a la pareja -hola carnal- decia saludando a mastodon

-que te trae aqui?- pregunto mastodon

-bueno ademas de la emocion de nuestro difunto amigo de alli...- decia señalando al dragon -una asesina llego al fuerte, luego de que arthur la capturara y yo la torturara accedio a cooperar y arthur hizo que se aliara con nosotros a lo cual yo no estoy para nada de acuerdo, por el hecho que yo la torture y ahora seguro querra mi cabeza- se rascaba la nuca

-p-pero que tan fuerte fue la tortura?- preguntaba jeanne

-ohhhh jefecita fue brutal...- decia octavio -se hubiese resistido un poco mas y puede que la hubiese matado- se cruzaba de brazos

-...- mastodon negaba con la cabeza

-uhhhh ok ok ok no importa- decia jeanne -volvamos al fuerte y arreglemos este problema- decia la jefa mientras el helicoptero de carga llegaba para recoger al dragon

-...- octane se acercaba discretamente a mastodon -hey...ustedes dos, ya saben...lo hicieron??- preguntaba en voz baja

-cierra la boca...- decia mastodon serio

[rol off]

Gonzalo Sparda Gonzalo Sparda
Evie Fauret Evie Fauret
 
Arriba